Saltar al contenido

Mejora tu Rendimiento Diario y Acaba con Rutinas Negativas

abril 30, 2019
Alimentación en el rendimiento diario

Son muchas las personas que hablan sobre el rendimiento diario pero aun así no saben con certeza el significado de esa palabra en sí. En general el término de rendimiento se define como la relación que existe entre los métodos que se aplican para la obtención de algo y el resultado que se obtiene.

Por ende, el rendimiento diario está asociado con la efectividad, esto quiere decir que mientras menos recursos se apliquen para lograr el mismo objetivo, mucho mejor será. O en otras palabras, mientras más objetivos se logren con los mismos o hasta una menor cantidad de recursos.

Por consiguiente, a nivel físico cuando se habla de rendimiento diario se hace referencia a los resultados que se logran o que es posible conseguir; y para que cada persona optimizar su rendimiento debe administrar lo mejor posible sus recursos.

Cómo mejorar el rendimiento diario

Esto significa que cada individuo ha de enfocarse en el desarrollo de sus distintas habilidades para realizar actividad física. Pero esto no solo significa que solamente han de mejorarse las capacidades a nivel físico como la velocidad, la coordinación, la resistencia, la fuerza, etc.; sino que también se precisa que se desarrollen capacidades a nivel técnico como por ejemplo las tácticas, las técnicas, sin dejar a un lado las capacidades mentales que por supuesto son igual de importantes ya que con estas es posible lograr que se mejore el rendimiento.

Puede que muchos no entienden por qué lo mental juega un papel tan fundamental en este tema, pero la verdad es que sí es muy importante y la razón de esto es que trabajar la mente es necesario para incrementar el rendimiento; las capacidades están relacionadas con el conocimiento y las habilidades de cada persona. Por ende, en este sentido la mente significa la capacidad de aprender.

La importancia de la alimentación en el rendimiento diario

La alimentación es fundamental para el rendimiento deportivo de todas las personas por ende se deben seguir hábitos saludables, pero sobre todo quienes se dedican especialmente al mundo del deporte deben implementar un régimen alimenticio saludable y balanceado para así lograr un buen rendimiento.

En la actualidad a pesar de que las personas cuentan con diversos medio para informarse sobre hábitos saludables, no le prestan mucho atención a esto y siguen teniendo alimentaciones poco saludables, desequilibradas y con un gran déficit de nutrientes que son esenciales para el organismo.

Definitivamente es totalmente cierto que somos lo que comemos, y esto está comprobado. La alimentación hasta es capaz de determinar la genética, el estado de ánimo y también puede hacer que uno persona tenga mayor riesgo de padecer de diversas enfermedades y, esto significa que igualmente la alimentación afecta en el rendimiento deportivo cada quien ya que la misma aporta la energía que se necesita para desempeñar las actividades físicas, también contribuye en la prevención de lesiones.

Hay que saber que una alimentación saludable debe estar conformada por absolutamente todos los nutrientes, lípidos, agua, minerales, proteínas, carbohidratos y minerales; y todos estos en sus cantidades justas.

Importancia del rendimiento diario

¿Cómo mejorar el rendimiento diario?

  • Nutrirse correctamente: Tener una dieta sana y balanceada brinda los nutrientes que se necesitan para rendir bien. Consumir alimentos que sean fuente de hidratos de carbono tale como la quínoa, el arroz, la patata; permite llenar los depósitos de glucógeno que es la manera en que es almacenada la glucosa en el cuerpo, lo cual conlleva a que se tenga una mejor resistencia.
  • Hidratarse bien: Alimentarse bien no servirá de nada si no tienes una buena hidratación. La deshidratación incrementa la probabilidad de sufrir de una lesión y reduce considerablemente el rendimiento diario. Por ende, todas las personas se deben hidratar antes de hacer alguna actividad física y también durante el día. En caso tal de que la actividad tenga una duración mayor a una hora entonces también se debe hidratar durante la actividad.
  • Tener disciplina: Esto suele ser lo más complicado, aunque solo es cuestión de establecer distintos hábitos que faciliten el momento de la realización de actividad física. Además, se deben marcar metas tanto a corto como a medio plazo, para que así tengas expectativas y no te desmotives en el proceso.
  • Ten una mente positiva: La psicología en el deporte es muy importante; es posible que en ocasiones las personas tengan dudas de sí mismas respecto a si hacen lo correcto, si entrenan lo suficiente o si son capaces de lograr sus objetivos. Es crucial que se busque un equilibrio y se tenga siempre una mente positiva para superar los obstáculos.

Elimina los hábitos negativos

  • Comer sin tener hambre: El picar entre horas es bastante común, sin embargo es un hábito bastante negativo, siendo hasta nocivo para la salud, sobre todo porque lo que se suele comer son snacks que están conformados por muchas grasas saturada, azúcares, químicos y edulcorantes; todos estos componentes incrementan el riesgo de padecer de diabetes, enfermedades cardiovasculares y obesidad.
  • Tener una mala postura: Son pocas las personas que tienen una buena postura en todo momento, ya sea al caminar o al sentarse. Inclusive, si se tiene una mala postura al momento de dormir es posible que ocurra una lesión. Tener una mala postura produce dolores, especialmente en los hombros, espalda y las muñecas. Al realizar los movimientos al entrenar y no se tiene la postura correcta lo más probable es que alguna zona del cuerpo se lesione o que presente dolores intensos.

Alimentación en el rendimiento diario

  • No hacer estiramientos luego de ejercitarse: La gran mayoría de las personas menosprecian el estiramiento, lo que no saben realmente es que este es muy importante para el rendimiento. Estirarse precisa de poco tiempo, en cada ejercicio solo se necesitan 30 segundos de estiramiento. Los estiramientos son excelentes sobre todo para evitar y tratar las lesiones.
  • Estar sentado por tiempo prolongado: Tener un estilo de vida sedentario es fatal y es muy dañino para la salud. Cuando una persona está mucho tiempo inactiva, ya sea estando parada o sentada, la grasa se acumula en el área del abdomen y esto está relacionado con la diabetes, sobrepeso y problemas cardiovasculares. Es necesario que el ser humano se mantenga activo, el organismo está diseñado naturalmente para estar en movimiento.